Más auténtico, imposible.

Cuando se habla de Inglaterra, son muchas las cosas que se nos vienen a la cabeza. Pubs, cerveza (o cerveza, pubs; el orden de factores no altera el producto ¿verdad?), la Reina, James Bond, el mini, el té de las 5…Y por supuesto, el fútbol. Aquí fue donde se inventó, y es por tanto aquí donde hay que mirar para encontrar el verdadero sabor a fútbol. Pero como todo en esta vida, el fútbol no esta exento de la vorágine mercantilista. Eso no quiere decir, que haya perdido los valores que lo hicieron mundialmente famoso, al menos en lo que a aficiones se refiere. Pero esto, si lo hace más inalcanzable.

Al ser la Premier League una de las ligas más potentes del planeta, con algunos de los mejores jugadores batiéndose el cobre en sus equipos punteros, el conseguir una entrada puede ser a veces poco menos que imposible. Tan pronto se agota el plazo para abonados (los socios, obviamente, tienen un asiento fijo), se ponen a la venta un mínimo de entradas que normalmente vuelan en cuestión de minutos, y, a veces (la gran mayoría), no precisamente a precios de bolsillo. Así que una de las actividades favoritas por todos los que viajan a Londres, y en general a Inglaterra, suele convertirse en una pesadilla yendo de una website a otra, y, en la mayoría de los casos, acudiendo a la reventa.

Por eso hoy, desde este blog, queremos proponer una manera distinta de afrontar nuestra idea de presenciar un partido de fútbol en tierras inglesas. Y lo haremos repasando brevemente, y en distintos posts, todos esos equipos que juegan en divisiones inferiores, pero que cuentan con una hinchada entregada y con una historia y valores bastante arraigados. Es cierto que el atractivo de ver a las estrellas de equipos como Chelsea o Arsenal no existe en otros campos, pero si lo que de verdad se busca es disfrutar de un partido de fútbol donde los hinchas lo dan todo desde el primer al último minuto, (incluso si van perdiendo), y no ver a Cesc o Lampard desde el palo de la bandera, entonces la decisión es fácil. Y encima, a precios de saldo.

·West Ham United: empezamos con este equipo, no por ninguna razón especial, salvo que es el único que juega actualmente en la Premier League. Este hecho hará que el conseguir entradas sea un poco más difícil en depende que partidos. De todas formas, esta situación puede no durar mucho, pues en el momento de escribir este artículo, el West Ham se encuentra fuera de las posiciones de descenso, pero con un escaso punto de diferencia sobre su inmediato perseguidor, el Birmingham City, que además ha jugado dos partidos menos.

Hablar del West Ham en Londres, es hablar del equipo del East End, del equipo cockney (ya hablaremos de los “cockneys” en futuros posts) por excelencia. Y además, de uno de los equipos que más simpatías despierta, con aficionados tan variopintos como Alfred Hitchcock o Barack Obama.

La historia del West Ham se remonta al año 1895, cuando fue fundado por una compañía dedicada a la fundición de acero, Thames Ironworks and Shipbuilding Co. Ltd. Es por eso que a sus aficionados se les conoce como los Hammers (“ los martillos”, una herramienta muy habitual en las fundiciones y que además forma parte del escudo del equipo).

Escudo del West Ham United

La hinchada, aunque fiel y respetuosa a día de hoy, ha sido tradicionalmente relacionada con episodios de hooliganismo, especialmente desde los años 70 y 80, periodo de máximo apogeo de este fenómeno. Al grupo de hooligans que se encarga de acompañar al equipo se le conoce como InterCity Firm, ya que sus miembros originales viajaban en trenes Intercity en lugar de en autobuses con el resto de aficionados para así pasar desapercibidos y no ser fichados por la policía. Sin embargo, y pese a todo esto, el hooliganismo a día de hoy se reduce a pequeños grupúsculos, y lo que sí ha quedado es una afición que lo da todo del primer al último minuto. Cualquiera que haya presenciado un partido en Upton Park, sabe de lo que hablo.

Fotograma de la película "Green Street hooligans", con los hinchas del West Ham como protagonistas.

Justo antes de la época de desarrollo de aquellos grupos de aficionados radicales, el West Ham vivió sus años dorados, conquistando tres FA Cup, la Community Shield e incluso una Recopa de Europa. Hace cinco años, tuvo la ocasión de repetir éxito en la FA Cup, pero perdió contra el Liverpool en una final de infausto recuerdo para los Hammers, ya que Steven Gerrard empató en el último minuto un partido que el West Ham ganaba 2-3, para luego certificar la remontada llevándose el partido en la tanda de penaltis.

Como ya he dicho antes, el estadio del West Ham se llama Upton Park (35.000 espectadores), y está situado en el distrito de East Ham.

Exteriores de Upton Park

Por lo tanto, y en definitiva, estamos hablando de un equipo con una marcada territorialidad, algo que define también su enemistad con clubes de barrios vecinos. Y en el caso del West Ham, ésta alcanza su apogeo en los enfrentamientos con el Millwall F.C., su histórico enemigo. Pero eso, (y aquí vamos a tirar de clásico cinematográfico) es otra historia.

Y no lo olvides…En sucesivos posts iremos descubriendo otros equipos, que, como el West Ham, forman parte del Londres más auténtico.

Una respuesta a “Más auténtico, imposible.

  1. estoy dejando mis legendas aca en argentina!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s