Helados como “Dio” manda

Con la llegada del buen tiempo, una de las cosas que más se me antojan es saborear un buen helado. Y de eso vengo. Porque la cadena de heladerías Ben & Jerry’s celebra su 33 aniversario por todo lo alto durante este 12 Abril, ofreciendo desde las 3 de la tarde hasta las 8 de la noche un helado gratis a cualquiera que se pase por alguna las docenas de franquicias esparcidas por toda la ciudad. ¡Y además se puede repetir tantas veces como se quiera! Sin embargo, esta gran promoción no es exclusiva de Londres, pudiéndose disfrutar en muchas otras ciudades del mundo. Así que ya sabéis…

Y como hoy la cosa va de helados, me gustaría hablaros de una heladería, que, a mi gusto, se encuentra entre las mejores de la capital inglesa: Amorino. Y además no tan conocida, al menos para los visitantes, ya que, su relativamente reciente apertura, la mantiene alejada por el momento de los circuitos habituales. Todo lo contrario ocurre con Scoop, cuya franquicia de Covent Garden puede llegar a registrar colas kilométricas en los días de verdadero calor.

Amorino es una franquicia de heladerías italianas, creada por dos amigos italianos en Paris, y con presencia en varios países europeos (entre ellos España, con 4 tiendas en Barcelona y una en Zaragoza). Su filosofía, se basa en el uso exclusivo de productos naturales para elaborar sus sabores, dejando así de lado tanto a los colorantes, como a cualquier tipo de aroma artificial. Así mismo, presumen de elaborar sus helados diariamente siguiendo la tradición italiana, controlando la procedencia de cada ingrediente de manera estricta. Todo esto se resume en un sabor exquisito, como, al menos yo, no había probado nunca.

De entre todos los sabores, me suelo quedar con el llamado L’inimitabile, una combinación de chocolate y avellanas, o con el Cioccolato Grand Cru Ecuador 71%, de sabor bastante más intenso. Sin embargo, su carta es bastante amplia, y tengo entendido que uno de los sabores más populares es el de Amaretto.

Además de los helados, que son sin duda el mayor atractivo, también ofertan café y chocolate caliente, así como bombones y algún que otro producto de repostería.

En resumidas cuentas, un lugar bastante estiloso, por donde pasarse si lo que se quiere es degustar un helado como mandan los cánones. Eso sí, no esperéis precios económicos, ya que un helado pequeño os saldrá por unas 3₤, aunque por supuesto, quedándoos seguros de que estáis pagando por un producto de calidad.

Amorino
41, Old Compton Street
W1D 6HF London

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s